Entradas

Salta la alarma ante un dispositivo para eliminar lunares en casa

Salta la alarma ante un dispositivo para eliminar lunares en casa

Diversas plataformas de correo electrónico han comenzado recientemente a comercializar un dispositivo bajo el nombre de “Spot Eraser Pro” entre cuyas utilidades, según el fabricante, figura eliminar lunares en casa. Además la eliminación de los mismos se puede realizar cómodamente en casa. El dispositivo en cuestión consiste en una especie de bolígrafo que elimina los lunares quemándolos, con un coste no superior a los 50 euros. Este dispositivo puede parecer a priori un adelanto médico y tecnológico enfocado a mejorar la calidad de vida de las personas, sin embargo nada más lejos de la realidad.

Eliminar lunares en casa con Spot Eraser Pro

Sin entrar en cuestiones técnicas respecto a la seguridad del aparato y posibles complicaciones que se puedan derivar directamente de su uso, el principal problema para la salud de este aparato estriba en que permite tratar indiscriminadamente cualquier tipo de lesión que tengamos en la piel sin distinguir si es buena o mala. De tal forma que si tratamos una lesión benigna con el aparato, lo peor que podría ocurrir es que podría no eliminarse totalmente, que nos quede algún tipo de marca o que si luego acudimos al dermatólogo porque la lesión persiste a pesar del tratamiento, este tenga problemas para realizar el diagnóstico por la manipulación realizada, consecuencias en cualquier caso no peligrosas para nuestra salud.

Sin embargo, en ocasiones es complicado incluso para el dermatólogo, saber a simple vista si una lesión es buena o mala, y necesita de otras técnicas como la dermatoscopia y la microscopía confocal. Esto nos lleva a que si incluso en ocasiones el especialista necesita de aparatos para saber si algo es bueno o malo, el que personas sin experiencia en la materia sean capaces de discriminarlo con garantías es algo prácticamente imposible. Y el tratar mediante este aparato lesiones malignas sí puede tener consecuencias muy graves para la salud.

Peligros de utilizar el Spot Eraser Pro sobre un lunar malo

Sin duda una de las peores situaciones que podría ocurrir, es tratar un lunar pensando que es bueno y que en realidad sea un lunar malo, lo que se conoce como melanoma. El melanoma es uno de los tumores de la piel más agresivos, con capacidad para dar metástasis en los ganglios y en otros órganos como el cerebro. El tratamiento apropiado de este tumor es con cirugía y la utilización de “Spot Eraser Pro” en un melanoma no sospechado producirá un retraso en el diagnóstico, dando tiempo a que el tumor se extienda y si la detección se realiza demasiado tarde podría incluso producirse un desenlace fatal. Sin embargo el melanoma no es el único tumor maligno sobre el que la utilización de este dispositivo podría tener consecuencias sobre nuestra salud, existen otros cánceres de piel como el carcinoma basocelular, que es el tumor maligno más frecuente en la gente de raza blanca y por lo tanto relativamente común, cuyo tratamiento inapropiado con ese aparato retrasaría de nuevo el diagnóstico y dificultaría la curación del mismo, requiriendo cirugías más agresivas.

Por lo tanto, es totalmente desaconsejable el uso de este dispositivo, debido a la posibilidad de tratar inapropiadamente tumores malignos de la piel, lo que produciría un retraso en el diagnóstico y tratamiento adecuados.

(Texto: Dr. Gonzalo Segurado – Grupo Pedro Jaén)

13 de junio - DÍA MUNDIAL DEL CÁNCER DE PIEL

13 de junio – DÍA MUNDIAL DEL CÁNCER DE PIEL

LA IMPORTANCIA DE LA PROTECCIÓN Y LA PREVENCIÓN
 
Aunque los casos de cáncer de piel en España han ido multiplicándose en la última década, los 2 últimos años esta tendencia ha sufrido un frenazo muy importante. Uno de los principales motivos ha sido la INFORMACIÓN, ya venga de los profesionales o de las campañas realizadas desde distintas asociaciones o colectivos. Ahora, la población es cada vez más consciente de que, una buena prevención, es vital para controlar enfermedades de la piel tan graves como el Melanoma.

Cuando hablamos de PREVENCIÓN, lo hacemos por ejemplo  con el uso de cremas de protección solar, con exposiciones más cortas al sol o con el control de lunares en nuestro cuerpo.

Tenemos mucho trabajo por hacer, pero las nuevas cifras son alentadoras. ¡Seguimos!

 
A continuación te presentamos algunos de los equipos más novedosos que ponemos a tu disposición para el examen, diagnóstico y control de distintas enfermedades de la piel.
 
Waldmann, Visiomed y Derungs

¡Atent@!

 

DERMATOSCOPIA DIGITAL Y ANALÓGICA

13 de junio - DÍA MUNDIAL DEL CÁNCER DE PIEL

13 de junio - DÍA MUNDIAL DEL CÁNCER DE PIEL

13 de junio - DÍA MUNDIAL DEL CÁNCER DE PIEL Leer más

Las muertes por cáncer en España descendieron un 11% en una década

Las muertes por cáncer en España descendieron un 11% en una década

Todas las comunidades han reducido su tasa de mortalidad, pero a ritmos desiguales

La tasa de muertes por cáncer en España se han reducido un 10,7 por ciento entre 2000 y 2010, según datos publicados por el portal estadístico de la Unión EuropeaEurostat.

La tasa estandarizada de mortalidad por cada 100.000 habitantes (a una media de tres años) se redujo de 275,2 a 245,8 en el periodo de 10 años analizado. El descenso ha sido paulatino y cada año ha registrado menos muertes que el anterior.

Tasa de mortalidad por comunidades autónomas

Eurostat desgrana los datos por regiones en toda Europa, lo que permite comprobar que, si bien el número de fallecimientos por habitante ha descendido en todas las comunidades autónomas, el ritmo ha sido desigual.

Así, Madrid registra el descenso más pronunciado: un 15,7 por ciento, con la tasa más baja de mortalidad por todo tipo de cánceres, 229 por cada 100.000 habitantes. En lado opuesto está Castilla y León, cuyas muertes por cáncer solo descendieron un 4,6 por ciento (se situó en una tasa de 251).

No obstante, es el Principado de Asturias la comunidad que ha registrado, en los diez años que abarcan los datos publicados por el Eurostat, la mayor tasa de mortalidad por cáncer: 298,5 muertes en 1999, por 287,1 en 2010.

Las muertes por cáncer en España descendieron un 11% en una década

Leer más

Aumentan los casos de cáncer de piel en España

Aumentan los casos de cáncer de piel en España

  • En los últimos cuatro años se ha producido un aumento del 38%
  • Cada año se detectan unos 150.000 nuevos casos y se producen 600 muertes

El cáncer de piel avanza en nuestro país. En los últimos cuatro años, se ha producido un aumento del 38% en la incidencia de este tipo de tumores, lo que “supone un incremento de casi el 10% anual”, según ha señalado Pedro Jaén, presidente de la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV) durante la presentación del Congreso nacional de Dermatología que se celebra estos días en Madrid.

Según sus datos, cada año se diagnostican unos 150.000 casos de cáncer de piel en España. En 2016, 116.380 pacientes desarrollaron un carcinoma basocelular, 17.500 un carcinoma espinocelular y a 4.000 individuos se les detectó un melanoma, el más grave y letal de todos los tipos de cáncer de piel. En el último año se produjeron 600 muertes asociadas a un cáncer cutáneo.

Sin embargo, Jaén subrayó que la prevención y el diagnóstico precoz son muy útiles para rebajar estas cifras, por lo que es esencial apostar por su impulso, subrayó. En su intervención, el dermatólogo recordó que hasta un 80% de los casos de cáncer de piel podrían reducirse con hábitos saludables desde la infancia. La fotoprotección, insistió, es un pilar fundamental de la prevención.

Aumentan los casos de cáncer de piel en España

Consejos de fotoprotección

La Academia Española de Dermatología y Venereología ha ofrecido una serie de consejos para que la exposición al sol sea saludable.

  • La ropa es una excelente medida fotoprotectora.
  • El uso de sombreros o gorras deberían implantarse en todos los ámbitos.
  • En España se recomienda una protección sola de factor 30 durante todo el año y de 50 en verano.
  • La finalidad del fotoprotector no debe ser nunca la prolongación del tiempo de exposición.
  • Hay que evitar la exposición en las horas centrales del día.
  • El daño producido por la exposición al sol es acumulativo.
  • Las cremas solares no deben utilizarse en menores de seis meses.

Leer más

El Unicaja Almería Voleibol colabora con la Campaña del Euromelanoma

El Unicaja Almería Voleibol colabora con la Campaña del Euromelanoma

Cada vez somos más conscientes de la importancia de la revisión como proceso de prevención ante enfermedades de la piel como el Melanoma.

Revisarse los lunares cada poco tiempo puede ser de vital importancia a la hora de diagnosticar y tratar (en un estado inicial, con todo lo que eso conlleva) una afección de la piel grave como esta.

Iniciativas como la que hemos conocido hoy, del equipo profesional de Voleibol del Unicaja, haciéndose una revisión de lunares rutinaria ayuda a concienciar a la población de la importancia de la misma.

(Leer la noticia completa – La Gaceta de Almería)

Esta iniciativa, que forma parte de la Campaña Euromelanoma 2018, apoyada por la AEDV (Academia Española de Dermatología y Venerología) es un claro ejemplo de como hacer llegar a la población, mediante el deporte, un tema de tanta importancia como el Melanoma.

España, dadas sus condiciones ambientales, tiene un problema de cáncer de piel y es de vital importancia que la población se revise y hagan seguimiento de esos lunares que pueden parecer inocuos pero que, en algunos casos, puede tratarse de algo más importante y grave.

Desde Tecnosa, ponemos al alcance de los profesionales de la Dermatología, los últimos avances dentro de este campo. Desde lámparas de examen o tratamiento de Derungs a equipos punteros de Dermatoscopia Digital de Visiomed.

Estos equipos consiguen, no sólo ofrecer una imagen nítida y ampliada de la zona a registrar, sino que, además, guardan un historial completo para cada paciente.

De esta forma se consigue hacer tanto la revisión como el seguimiento de los lunares de la manera más profesional del mercado.

 

El Unicaja Almería Voleibol colabora con la Campaña del Euromelanoma

“Sólo tienes una piel, protégela del daño solar”

“Esperamos que dentro de unos años se hagan visibles los frutos que estamos recogiendo. El cáncer de piel aparece años después de que los factores que lo desencadenan estén actuando. El sol, como principal factor externo, y la genética, como factor interno, condicionan que vayamos a tener un cáncer. Durante un periodo de 30 años, la piel guarda memoria. Hay países que nos precedieron en esta campaña, que no llevan como España 17 años sino 30 años y ya su incidencia de cáncer de piel está bajando. Nosotros veremos esa disminución de cáncer de piel en el futuro”.

 

Prevenir el cáncer de piel, revise sus lunares una vez al mes

Prevenir el cáncer de piel, revise sus lunares una vez al mes

Si nos preguntásemos cuántos lunares tenemos en el cuerpo, probablemente no acertaríamos a dar con el número exacto. Pero, ¿y si nos preguntamos cuántas veces hemos revisado los lunares a lo largo del último año? En España, el 22% reconoce no habérselos revisado nunca. Además, el 50% asegura que nunca ha observado los de su pareja y el 75,9% dice no haber ido nunca al dermatólogo para que le evalúe algún lunar de su piel.

Estos datos -extraídos de una encuesta de la Academia Española de Dermatología y Venereología realizada a más de 1000 personas entre 20 y 50 años con hijos en edad escolar- ponen de manifiesto la falta de concienciación que existe sobre la prevención en el cáncer de piel. Según la Organización Mundial de la Salud, éste es el tumor más frecuente en el mundo. Sin embargo, tal es la falta de concienciación (e información) que, según la encuesta, un 17,5% no tiene claro siquiera que el melanoma sea un cáncer.

El melanoma es el más letal de todos los tumores cutáneos: representa el 10% de las neoplasias de la piel, pero es el responsable del 90% de las muertes por cáncer de piel. Dentro del cáncer de piel, distinguimos entre melanoma -que afecta a más de 4.000 personas cada año en España y que es sin duda el más grave de todos los cánceres de la piel- y cáncer de piel no melanoma -que ataca a más de 74.000 personas-.

Para prevenir el cáncer de piel, revise sus lunares una vez al mes

Los dermatólogos insisten, de nuevo, en la importancia de prevenir este tumor y en la necesidad de explorar los lunares y nuestra piel en general, nosotros mismos y con ayuda de un espejo para alcanzar a todas las partes del cuerpo, al menos una vez al mes: “Emplear unos minutos en la vigilancia puede ayudarnos a la detección precoz y con ello a un tratamiento más eficaz y mejor pronóstico”, afirma Eduardo Nagore, coordinador en Europa de la campaña Euromelanoma 2018. Si notamos algún cambio en algún lunar, es aconsejable acudir al dermatólogo.

Para concienciar sobre ello, la AEDV participa un año más en esta campaña europea con el lema: ‘España tiene un problema con el cáncer de piel’. Esta vez, los dermatólogos españoles han querido lanzar dos mensajes fundamentales: ‘Dale la espalda al cáncer de piel’ y ‘Un minuto que vale una vida’.

“Para realizar una buena vigilancia de los signos de sospecha de melanoma, necesitamos hacer una evaluación de la piel varias veces al año y, como no tenemos ojos en la espalda, debemos pedir a nuestra pareja, familia o amigos que nos ayuden a revisar aquellas zonas donde no llegan nuestros ojos“, informa Nagore. También es importante mirarse en el cuero cabelludo, las plantas de los pies o en las uñas. Sólo el 36% de las personas examina su espalda en busca de signos de cáncer de piel al menos una vez al año, y el 43% de las personas ‘rara vez’ o ‘nunca’ pide a otra que le ponga crema solar en su espalda.

Leer más

Lunares ¿Cuándo debo revisarlos?

Lunares ¿Cuándo debo revisarlos?

El enigma de esta cuestión no radica en cuándo hacer una revisión de lunares, sino más bien en cómo hacerla.

Realmente, cualquier momento es bueno para realizar una revisión de los distintos lunares que puedan haber distribuidos por el cuerpo. La piel, es el órgano más grande del cuerpo humano y se debe revisar para cerciorarse de que todo en ella está bien. Algunos por su composición o por la distribución de los pigmentos no presentan riesgo de malignizarse pero otros sin embargo deben ser controlados de forma continuada y medidos a lo largo del tiempo para que a la menor señal de cambio puedan eliminarse y prevenir de esta forma una forma prematura de melanoma maligno o cáncer de piel.

Y para entrar en materia, vamos a explicar qué debemos valorar para descartar si un lunar es o no sospechoso.

¿Qué es un lunar?

Los lunares son crecimientos sobre la piel. Se producen cuando las células productoras de pigmento de la piel, llamadas melanocitos, crecen en grupos. Los lunares son muy comunes. La mayoría de las personas tiene entre 10 y 40 lunares. Los lunares suelen ser rosados, negros o marrones. Pueden ser planos o elevados. Generalmente son redondos u ovalados y no mayores que una goma de lápiz.

Casi una de cada diez personas tiene por lo menos un lunar inusual (atípico) de aspecto distinto a los lunares comunes. Este se denomina nevus displásico. Estos lunares pueden tener más probabilidades de convertirse en melanoma, un tipo de cáncer de piel, que los lunares comunes.

Cuando se sospeche de si un lunar es maligno o no, conviene seguir la regla del ABCD:

A – Asimetría. Si una mitrad es distinta a otra.

B – Bordes. Si son irregulares y poco delimitados.

C – Color. Si hay diferencia de una zona a otra con tonos marrón, negro, rojo o azul.

D – Diámetro. Si es superior a 6mm

Lunares ¿Cuándo debo revisarlos?

Ante la duda, siempre se debe consultar con el dermatólogo, ya que en estos casos es casi más importante la prevención que el tratamiento, revisando los lunares anualmente y vigilando que no se vean alterados ninguno de los factores de la regla ABCD. Es importante destacar que un simple acto preventivo como el de revisar los lunares puede evitar problemas posteriores que pueden considerarse graves para la salud.

¿Cómo y cuándo se deben eliminar los lunares?

Si existe sospecha o probabilidad de que el lunar malignice, se debe realizar una extirpación quirúrgica y mandar el lunar a analizar a anatomía patológica, donde el patólogo indicará al dermatólogo si los bordes de extirpación aparecen limpios de células malignas. En caso de que existan restos de células pre o cancerosas, se debe extirpar de nuevo hasta la completa resección. De todas formas la prevención es de suma importancia y conviene revisar los lunares anualmente así como protegerlos del sol y de cabinas de bronceados bien con barreras físicas o con filtros solares de alto factor de protección.

Evidentemente, y como hemos señalado al principio, CUALQUIER MOMENTO ES BUENO PARA REVISAR LOS LUNARES. Ante la menor duda sobre el aspecto y/o evolución de alguno de ellos, siempre debe consultar con un dermatólogo, que explore la distribución del pigmento mediante la adecuada tecnología y proceda a su exéresis o eliminación según el procedimiento que más convenga en cada caso.

(Fuente: Centro Dermatológico Estético)

En Tecnosa te ofrecemos una amplia gama de lámparas de examen dermatológico de las marcas alemanas punteras (Visiomed y Derungs). No dejes de visitar nuestro catálogo y, si tienes alguna consulta, no dudes en escribir a Miriam. Te asesorará encantada.

La importancia de la revisión de lunares en la piel

En una entrevista realizada al Dr. Manuel Asín, éste nos explica la importancia de la revisión y seguimiento evolutivo de los lunares en nuestra piel, sobretodo en épocas en las que el sol brilla con fuerza. Como verás, el Dr. Asín, forma parte de ese extenso grupo de dermatólogos que insisten en que la mejor lucha contra las enfermedades de la piel radica en la prevención.

Las empresas alemanas Derungs y Visiomed destacan por ofrecer tecnología punta tanto en la materia de examen de la piel como en la de su tratamiento.

La importancia de la revisión de lunares en la piel

A continuación transcribimos el artículo completo del Dr. Asín. ¡Muy recomendable!

Después de más de tres décadas dedicándome a la dermatología y con muchos veranos a mi espalda, tengo algunas certezas relacionadas con esta época que ahora asoma. Nunca me referiré al sol de forma negativa: es parte imprescindible de la vida, favorece la síntesis de vitamina D y, seguramente, es el mejor antidepresivo natural. El problema, insisto, no es el sol, sino la manera imprudente de exponerse a él. Las estadísticas e investigaciones son claras: en los últimos años han crecido exponencialmente los casos de melanoma relacionados con la excesiva e inadecuada exposición solar (se estima que cada año aumenta un 10% la incidencia de este cáncer). Que la piel tiene memoria, es algo más que una frase hecha. La obsesión por el bronceado veraniego y la constatación de que los peores efectos de la radiación sobre la piel no son inmediatos hace más complicada la necesaria concienciación.

Pero volvamos a las certezas a las que me refería antes. Una de ellas tiene que ver con un enfoque de la medicina en el que creo firmemente: la prevención. Hoy no tengo dudas, la mejor medicina, la más eficaz, es la que se adelanta a los problemas o es capaz de detectarlos de forma precoz.

Cuando hablamos de melanoma, prevenir, significa apostar por educar a niños, jóvenes y adultos en hábitos de fotoprotección saludables. Implica concienciar a las personas de piel más clara, a las que tienen abundantes lunares o antecedentes familiares de melanoma, para que una vez al año visiten al dermatólogo y se hagan una revisión minuciosa. Entraña tener especial cuidado y responsabilidad con nuestros hijos e igualmente llevarles al especialista si, igualmente, tienen la piel clara y presencia de lunares. Conlleva animar a vigilar la forma y evolución de nuestros lunares, especialmente de aquellos que nos haya señalado el médico. Recuerde que debería vigilar especialmente sus lunares si tienen alguna de las siguientes características: borde irregular; coloración irregular; crecimiento rápido; sangrado; diámetro, con un diámetro mayor de seis milímetros; y aspecto asimétrico.

En definitiva, precaución significa apostar por una medicina más sorda y menos reconocida porque centra sus esfuerzos en la evitación de la enfermedad, pero que, en todo caso es igualmente eficaz y, seguramente, más comprometida.